viernes, 9 de octubre de 2009

Pueden creer que un policía arrestó a un indefenso cocodrilo, sólo por andar merodeando por la ciudad. Y para no creer, el animal fue detenido por 2 horas y luego fue dejado en libertad por buena conducta.

En Arrkuluk Camp, Australia, los vecinos llamaron a la policía advirtiendo sobre la presencia de un cocodrilo de más de dos metros de largo. Según los periódicos locales los oficiales lo encontraron "merodeando junto a un cercado y haciéndose el inocente".

El Sargento Adam Russel explicó que el animal tuvo que ser atado y subido a una camioneta policial con la que lo llevaron al calabozo. El cocodrilo esperó en su celda pacientemente a que los expertos de vida silvestre vinieron a buscarlo.

"En la celda le cortamos las cuerdas pero eso no impidió que se pusiera un poco gruñón y malhumorado con los que se acercaban", relató Russell.

Tagged:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...