domingo, 8 de noviembre de 2009

Imagínense que una mujer desesperada optó por llamar al número de emergencia del 911 sólo porque su novio no quería contraer matrimonio. ¿Qué locura no?

Hee Orama, de 34 años, fue arrestada por realizar repetidos llamados al número telefónico de emergencias quejándose de cosas que no tenían relación con crímenes en proceso o cuadros de salud agudos o cuestiones de vida o muerte. La policía le explicó la diferencia entre una situación de frustración como la suya y una verdadera emergencia y le pidió que dejara de llamar.

La supervisora Julie Vogle del 911 explicó que Orama había llamado otras veces porque no podía encontrar su auto o simplemente le hablaba al operador sin indicar cuál era el peligro o el problema. Luego de la advertencia la mujer siguió discando y fue trasladada a la prisión del condado de Montgomery.

Tagged:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...