lunes, 22 de febrero de 2010

Esta noticia curiosa es para no creer, pueden creer que un ladronzuelo coreano, robó 1.200 pares de zapatos en todos los velorios a los que acudió, haciéndose pasar como familiar del difunto.

El propietario de una tienda de zapatos usados en Corea del Sur hurtó 1.200 pares de zapatos haciéndose pasar por doliente en los velorios. Su accionar fue expuesto por la policía de Seúl que espera poder reunir a la mayor parte de los auténticos propietarios con su calzado.

El ladrón de 59 años ha abandonado centenares de casas de sepelios con su botín. Sus víctimas fueron los asistentes que se quitan los zapatos en señal de respeto según la tradición de ese país. El modus operandi del zapatero consistía en llegar con un calzado destruido quitárselo para entrar a presentar sus respetos y retirarse con los mejores que encontraba.

Cuando fue capturado el hombre acababa de sustraer tres pares de un valor cercano a los 1.700 dólares.

Tagged:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...