miércoles, 3 de octubre de 2012

Hardy Rodenstock se había ganado la fama de coleccionador de vinos exclusivos. 

Los comercializaba en cifras exorbitantes, sin embargo años después se descubrió que tenía montado en su casa un laboratorio para crear y falsificar vinos.

Tagged:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...